Urgencias dentales

Bruxismo en Barcelona

El bruxismo es una de las afecciones bucodentales con mayor prevalencia entre la población. De hecho, se estima que el 70% de las personas adultas son bruxistas. El bruxismo, que por lo general tiene su origen en el estrés, ha ido en aumento en los últimos años.  

En nuestras clínicas dentales de Barcelonallevamos tratando el bruxismo más de 30 años. Esto hace que podamos ofrecer a los pacientes un amplio abanico de tratamientos. Y que, gracias a nuestra experiencia, seamos muy precisos a la hora de abordar la solución más adecuada para cada caso.

¿Quieres conocernos?

Comienza el cambio de tu sonrisa

¿Qué es el bruxismo?

Resolvemos tus dudas sobre Bruxismo

El bruxismo es un hábito involuntario que consiste en apretar o rechinar los dientes. Aunque esta costumbre puede manifestarse a lo largo de todo el día, lo habitual es que se presente de manera más intensa por la noche, mientras la persona duerme. 

Esto se debe, simplemente, a que durante el sueño la persona es menos consciente de que está apretando o rechinando los dientes. En este punto, podemos distinguir dos tipos de bruxismo:

  • Apretamiento: se produce cuando el paciente, con la boca cerrada y en situación de reposo, tiende a hacer fuerza y apretar sus dientes.
  • Rechinamiento: tiene lugar cuando, además de hacer lo anterior, la persona realiza movimientos laterales cortos (de un lado a otro). En este tipo de bruxismo la mandíbula realiza un movimiento mayor.

Síntomas del bruxismo

Aunque cada persona puede presentar unos determinados síntomas en mayor o menor intensidad, existen algunos signos de alarma generales:

  • Ruidos de los dientes al dormir, que pueden ser escuchados por la persona que duerme al lado.
  • Dientes con bordes excesivamente aplanados, como si se hubieran limado.
  • Desgaste en el esmalte dental, que deja ver una capa interna del diente que es de color amarillento (dentina).
  • Sensibilidad o dolor dental.
  • Dientes flojos o frágiles.
  • Fracturas dentales sin explicación.
  • Dolores en mandíbula, oído, cabeza o cuello, que pueden ser intermitentes o constantes.
  • Tensión o sensación de bloqueo en la mandíbula.
  • Chasquidos o problemas al abrir la boca.
  • Neuralgia del trigémino.
  • Descompensación de toda la cadena muscular, así como lumbalgias, cervicalgias …
  • Alteraciones en el sueño: ronquidos, apnea, insomnio, sensación de no haber descansado, etc.

Causas del bruxismo

En la mayoría de los casos, el bruxismo está causado por una combinación de factores: psicológicos, bucodentales y relativos al estado de salud.

1. Factores psicológicos

El estrés y la ansiedad son las principales causas del bruxismo. Además, son más propensas a desarrollar este hábito las personas que tienen una personalidad competitiva o hiperactiva.

2. Enfermedades o trastornos del sueño

Hay determinadas patologías que aumentan el riesgo de padecer bruxismo:esclerosis múltiple, Parkinson, demencia o epilepsia. Pero, además, las personas que tienen trastornos del sueño como terrores nocturnos o apnea son más propensas a apretar o rechinar los dientes.

3. Problemas bucodentales

Los problemas en la mordida y el alineamiento de los dientes, unidos a otros factores, también pueden desencadenar el bruxismo.

El bruxismo y la articulación temporomandibular

Las personas bruxistas presentan una alteración de la articulación temporomandibular (ATM), una parte fundamental de nuestro cuerpo que conecta la mandíbula con el lateral de la cabeza. Por esta razón, la ATM juega un papel imprescindible en nuestras principales actividades cotidianas: masticar, deglutir y hablar.

Las alteraciones en el funcionamiento de la ATM dañan la musculatura de la mandíbula y sus estructuras adyacentes, lo que ocasiona perjuicios en la parte superior de nuestro cuerpo: boca, rostro, oídos, cuello y espalda.

Tratamiento del bruxismo

Dado que el bruxismo está causado por una combinación de factores, el tratamiento para dejar de apretar o rechinar los dientes debe ser multidisciplinar. 

En nuestras clínicas dentales de Barcelona contamos con diferentes soluciones para detener el bruxismo y todas sus consecuencias negativas.

Férula de descarga

Hoy en día, la férula de descarga es el principal tratamiento contra el bruxismo. Consiste en un aparato transparente que se coloca en una de las dos arcadas (superior o inferior) y evita que los dientes de arriba choquen con los de abajo. 

Este tratamiento impide, físicamente, que la persona apriete o rechine los dientes. Y, en consecuencia, previene  las consecuencias negativas del bruxismo: desgastes, fracturas, dolores, sensibilidad, etc.

Fisioterapia dental

Otro de los principales tratamientos para dejar de apretar o rechinar los dientes es la fisioterapia. Por ello, en nuestras clínicas dentales de Barcelona contamos con fisioterapeutas especializados en trabajar la articulación temporomandibular. 

Mediante la fisioterapia dental, el profesional localiza los principales puntos de tensión y ayuda a relajar los músculos de la mandíbula, restableciendo tanto la posición como su movimiento natural. Así, se contribuye a restaurar las funciones de las articulaciones, haciendo hincapié en el aparato masticatorio y mejorando el equilibrio postural del cuerpo.

Las sesiones de fisioterapia dental contra el bruxismo se basan en masajes y estiramientos específicos. Pero, además, nuestros profesionales ofrecen una serie de pautas y consejos a los pacientes para que aprendan a relajar la musculatura.

Toxina botulínica (botox)

El botox es un tratamiento que se utiliza en los casos en los que el paciente sufre un fuerte dolor alrededor de la articulación temporomandibular, a consecuencia de una importante contracción muscular a nivel de los músculos maseteros o pterigoideos. 

Con la aplicación del botox intramuscular conseguimos provocar una rápida relajación muscular en esa zona y un alivio del dolor.

Mejorar los hábitos de sueño

Sea cual sea el tratamiento contra el bruxismo, es fundamental que la persona incorpore a su día a día rutinas para mejorar el sueño. No hay que olvidar que el bruxismo se manifiesta con mayor intensidad por la noche. Y que, además, las personas bruxistas se caracterizan por padecer alteraciones en el sueño.

Algunos de los hábitos que mejoran la calidad del sueño y alivian el bruxismo son las cenas saludables y ligeras a una hora temprana, no tomar alcohol ni cafeína tres horas antes de dormir (ya que son excitantes) y tratar de acostarse y levantarse siempre a la misma hora.

Practicar técnicas de relajación

Las técnicas de relajación son muy útiles en todos los pacientes bruxistas, especialmente en aquellos que aprietan o rechinan los dientes cuando están despiertos. Esto se debe a que es mucho más sencillo detener el hábito cuando se es plenamente consciente que cuando se está dormido.

Dado que, además, el bruxismo suele estar causado por el estrés y la ansiedad, también suele ser muy recomendable consultar con un psicólogo, que puede aportar nuevas pautas para tratar de relajarse en el día a día.

Consecuencias del bruxismo

El contacto inadecuado -y prolongado- entre las piezas dentales superiores e inferiores conlleva una serie de consecuencias negativas tanto para la boca como para la parte superior del cuerpo.

Los efectos más negativos del bruxismo se los lleva la dentadura, pero también hay que prestar atención a lo que ocurre en el cuello y la cara.

El desgaste del esmalte dental es una de las consecuencias del bruxismo más importantes. Al apretar los dientes constantemente el esmalte se debilita, permitiendo que puedan aparecer otras enfermedades bucales de mayor o menor gravedad. Una consecuencia del desgaste en los dientes pueden ser las fisuras o fracturas dentales.

Debido al desgaste del esmalte, la sensibilidad dental puede convertirse en algo muy molesto. Quienes sufren hipersensibilidad suelen notar ciertos calambres o molestias al ingerir alimentos fríos o calientes.

Los dolores musculares son otra de las consecuencias del bruxismo. Las personas que tienden a rechinar los dientes de forma involuntaria pueden sufrir dolores en los músculos faciales, así como cefaleas más o menos constantes. De hecho, experimentar este tipo de dolores al despertar es una de las señales de alarma que pueden indicar que padecemos bruxismo.

Profesionales que tratan el bruxismo

Dr. Joan Bladé

Director Médico

Leandro Gutmann

Fisioterapeuta

Otros temas relacionados con el Bruxismo

En Grup Dr. Bladé somos especialistas en tratamientos contra el bruxismo. A continuación, te dejamos unas páginas que pueden ser de tu interés: 

Pide Tu Cita Gratuita

Comienza el cambio en tu sonrisa

Pide Tu Cita Gratuita

Comienza el cambio en tu sonrisa