Urgencias dentales

¿Cómo se puede quitar el dolor de muela rápidamente? 7 remedios caseros

El dolor dental popularmente llamado dolor de muelas es una sensación molesta de variada intensidad asociada a un daño en la estructura del diente, especialmente en la pulpa dental y los ligamentos periodontales.

Es importante mencionar que, dependiendo de su causa y de los tejidos dentales afectados, este dolor puede percibirse de forma pulsátil, opresiva o quemante.

Dado que este problema afecta a una gran cantidad de personas, en este artículo vamos a abordar cuáles son las principales causas del dolor de muelas y cómo se puede eliminar rápidamente.

Causas del dolor de muelas

El dolor de muelas tiene un origen multifactorial, es decir, se debe a diversos factores. Igualmente puede presentarse de manera espontánea o a consecuencia de un estímulo. Además, puede ser momentáneo o duradero, así como agravarse al acostarse o comer.

Por inflamación de la pulpa dental

La inflamación de la pulpa (pulpitis) puede producirse por la invasión de bacterias o por un contacto prematuro de los dientes. Por ejemplo, por discrepancias en la oclusión o por restauraciones que quedaron muy altas.

Por caries

Cuando la caries está en sus etapas iniciales y solo hay destrucción del esmalte es asintomática. Pero cuando llega a la dentina comienza a aparecer el dolor, el cual se intensifica a medida que avanza hacia la pulpa. Esto se debe a que esta es la parte del diente que contiene los nervios y vasos sanguíneos.

Por abscesos periapicales o gingivales

Los abscesos periapicales -también llamados dentoalveolares– se deben a una necrosis de la pulpa (por una caries no tratada o un traumatismo grave).

Como la pulpa está muerta no hay dolor, pero cuando la infección progresa hacia el ápice del diente (parte final de la raíz) se produce inflamación de los tejidos circundantes. Esto, a su vez, vez genera un dolor que se agrava con la masticación y puede acompañarse de exudado purulento (pus).

Por su parte, los abscesos gingivales -también conocidos como periodontales- pueden deberse a una infección, así como a un cuerpo extraño o trozo de comida atrapado entre la encía y los dientes.

Por periodontitis

La periodontitis -también conocida como piorrea– es un proceso inflamatorio que se produce a consecuencia de una gingivitis no tratada.

Cuando existe periodontitis, las encías están rojas y abultadas, hay sangrado espontáneo, pérdida del hueso alveolar y daño al ligamento periodontal, bolsas periodontales, retracción de las encías, movilidad dental y, en algunos casos, un dolor insoportable.

Por traumatismo

Esta lesión se debe a un impacto o golpe que compromete la integridad de la estructura del diente y afecta los tejidos adyacentes. La intensidad del dolor depende de la cantidad de tejido involucrado: si es solo el esmalte, si incluye la dentina o si también hay exposición de la pulpa (más grave).

Por la erupción de los terceros molares

Puede ocurrir que una muela de juicio o tercer molar no cuente con suficiente espacio para erupcionar y posicionarse correctamente en la arcada. Cuando esto ocurre es el segundo molar quien se ve afectado, ya que la muela de juicio ejerce fuerza y presión sobre él, causando dolor.

Por una sensibilidad aumentada

Si una persona sufre de bruxismo (rechina y/o aprieta los dientes) va perdiendo de manera progresiva el esmalte dental, dejando sin protección a la dentina y, en casos severos, exponiendo la pulpa.

Cuando los túbulos de la dentina entran en contacto directo con líquidos fríos o calientes se produce una sensibilidad bastante molesta para el paciente. Y recuerda que la pulpa es altamente sensible por sus nervios y vasos, por lo que al estar expuesta lo más seguro es que también haya dolor al masticar los alimentos.

La sensibilidad también puede ser producto del desplazamiento de la encía en dirección a la raíz del diente (retracción/recesión gingival), lo que expuesta la dentina. Esta condición suele ser causada por un cepillado muy agresivo o por la ya mencionada enfermedad periodontal.

¿Debo acudir al dentista por un dolor de muelas?

Es muy importante que tengas en cuenta que la única forma de tratar correctamente un dolor de muelas es eliminando su factor de origen. A su vez, eso solo es posible acudiendo al dentista y siguiendo sus indicaciones, así que la respuesta es sí: cuando tengas un dolor dental debes acudir a tu dentista de confianza.

Lo ideal es que asistas cuando comienzas a sentir dolor y no esperes a que se intensifique o a que la condición se complique. Pero, como entendemos que en algunas circunstancias es difícil acudir al dentista rápidamente, compartimos contigo 7 remedios caseros que pueden ayudarte a quitar el dolor de muela en casa. O, al menos, a controlarlo hasta que logres acudir a consulta.

Remedios caseros para el dolor de muelas

A la hora de ofrecerte los distintos remedios caseros para eliminar el dolor de muelas, vamos a distinguir entre las diferentes causas que lo pueden provocar:

Caries

Aplicar un diente de ajo machacado en la zona afectada puede aliviar tu malestar o incluso quitar el dolor de muelas al instante (¡pero temporalmente!). Esto se debe a las propiedades antiinflamatorias y antisépticas del ajo.

Por su parte, el clavo de olor tiene propiedades analgésicas, anestésicas y antibacterianas, lo que lo convierte en uno de los remedios caseros preferidos. Puedes tomar 2 clavos machacados y aplicarlos en el diente comprometido. Por cierto, sus propiedades analgésicas y anestésicas se deben a uno de sus componentes: el eugenol, que es un aceite esencial muy utilizado en la consulta dental.

Por último, el té negro es antiinflamatorio y analgésico debido al ácido tánico que contiene. Prepara una infusión con una bolsita de té, y cuando ya no esté muy caliente la colocas directamente en el área afectada. Esto posiblemente te ayude a quitar el dolor de muela rápido pero recuerda que es una solución momentánea. Si lo deseas, también puedes ingerir el líquido de la infusión.

Enfermedad periodontal

Cuando el dolor de muela se debe a la periodontitis, te recomendamos hacer enjuagues con una cucharada de sal disuelta en un vaso de agua tibia durante 1 minuto. Gracias a sus minerales (flúor, calcio, potasio y yodo) la sal es antiséptica y antiinflamatoria.

Otra opción es hacer enjuagues con agua oxigenada, que al tener acción antibacteriana reduce la inflamación.

Absceso dental

Un remedio casero para quitar el dolor de muela debido a un absceso dental consiste en machacar unas hojas y tallos de tomate y cocerlos en agua. Después, aplica esta cataplasma (mezcla) en la zona afectada y déjala actuar durante 1 minuto.

El tomate tiene propiedades antisépticas y antiinflamatorias por efecto de sus vitaminas A, B, C y K; y sus minerales (calcio, fósforo, hierro, potasio).

Bruxismo

Teniendo en cuenta que el bruxismo suele desencadenarse como una respuesta al estrés, te recomendamos ingerir una taza de infusión de valeriana antes de dormir para relajarte.

Esto contribuirá a evitar, en la medida de lo posible, el rechinamiento de los dientes y las molestias y/o dolor que produce.

¿Qué analgésico es bueno para el dolor de muela?

En caso de que experimentes un dolor de moderado a fuerte y el remedio casero no sea suficiente para aliviarlo puedes optar por tomar algún medicamento de venta libre. En relación al analgésico, el más usado suele ser el paracetamol, y como coadyuvante puedes utilizar un antiinflamatorio como el ibuprofeno o el dexketoprofeno.

Te recomendamos firmemente que evites la automedicación con antibióticos. Estos solo deben ser usados bajo la prescripción de un profesional, ya que su uso indiscriminado puede llevar a desarrollar una resistencia a su acción antibiótica.

¿Cómo puedo dormir con dolor de muelas?

En una gran cantidad de ocasiones, las personas que presentan dolor de muelas afirman que este se agrava, o se hace insoportable, a la hora de dormir. Por ello, a continuación te vamos a dar una serie de consejos para que te resulte más fácil conciliar el sueño:

  • Por la noche, unos minutos antes de dormir puedes colocar compresas frías en la zona afectada para reducir la inflamación, ya que el frío ayuda a contraer los vasos sanguíneos.
  • Procura dormir con la cabeza elevada con la ayuda de una o dos almohadas. De esta manera evitas una mayor acumulación de sangre en la cabeza, lo que causa más inflamación y dolor.
  • También puedes ingerir infusión de manzanilla que, además de inducir el sueño y tener propiedades relajantes, es antiinflamatoria.

Eso sí, al igual que en el caso anterior, te recordamos que cualquier remedio casero para quitar un dolor de muelas debe usarse como una solución temporal. Tan pronto como te sea posible, debes acudir al dentista para que elimine de raíz la causa de tus problemas bucodentales.

Dr. Joan Bladé
[email protected]
No Comments

Post A Comment