¿Qué son los reveladores de placa bacteriana y cómo se usan?

La higiene bucodental es una de las acciones más importantes del día a día para favorecer la salud oral. Gracias al cepillado es posible eliminar la placa bacteriana que se acumula en la superficie de los dientes, evitando así la aparición de enfermedades dentales de diversa gravedad. Los reveladores de placa son herramientas muy eficaces para colaborar en la higiene oral.

Antes de hablar del uso y funciones de los reveladores de placa es importante conocer qué es la placa bacteriana y el por qué de su formación. También conocida como biofilm dental, la placa es una película pegajosa y prácticamente incolora que se forma en la superficie de las piezas dentales. Su formación es una consecuencia directa de la acumulación de bacterias orales en los dientes.

Generalmente se elimina con facilidad durante el cepillado, pero hay que tener en cuenta que, si no se elimina, la placa bacteriana dará paso al sarro, que solo puede removerse a través de limpiezas dentales profesionales en la clínica dental.

Los reveladores de placa bacteriana nos ayudan a potenciar la higiene oral durante el cepillado, consiguiendo que no quede ni rastro de biofilm dental en los dientes.

¿Qué son los reveladores de placa bacteriana?

Se trata de un sencillo producto, formulado a base de sustancias como la fucsina, la floxina o la fluoresceína sódica, entre otras, que colorean la placa bacteriana que queda en la superficie de los dientes.

Actualmente el revelador de placa dental se presenta en diferentes formatos: es posible usarlo en comprimidos masticables, en gel, en colutorio o, incluso, en gotas. Todos estos productos funcionan de la misma manera, pero es recomendable usarlos en la rutina de higiene oral de noche, ya que pueden teñir la lengua y las encías ligeramente.

¿Cómo se usa el revelador de placa?

El uso es muy sencillo. Hay que conseguir que los reveladores de placa se mezclen completamente con la saliva, para que se distribuya a lo largo de todas las piezas dentales. Es importante saber que se trata de productos seguros, que no resultan tóxicos, ya que están formulados a base de colorantes alimentarios.

Tras aplicar el revelador oral las zonas de los dientes en las que hay placa bacteriana se teñirán, indicando en qué lugares hay que incidir más con el cepillado dental. De esta forma, tras finalizar la rutina de higiene sabremos que las piezas dentales están completamente limpias y libres de biofilm oral.

Además, los reveladores de placa bacteriana también pueden ser usados en personas que llevan implantes dentales u otro tipo de prótesis orales. Su eficacia es perfecta, en cualquier caso.

Los reveladores de placa son ideales para ayudar a los niños, sobre todo, a optimizar sus rutinas de higiene bucodental, ya que se convierten en un aliciente para mejorar el cepillado de dientes.

Escribir comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

93 405 29 29