Pastas dentales de marca blanca vs dentífricos de marcas conocidas

En muchas ocasiones las personas necesitan ahorrar en sus cestas de la compra y unos de los productos más caros suelen ser los de higiene. En este sentido, las pastas dentales de marcas conocidas a veces hasta duplican o triplican el precio de los dentífricos de otras marcas menos conocidas. Pero ante estas diferencias de precio, lo más importante es saber si el resultado será el mismo con un producto que con otro.

¿Cómo saber si una pasta dental es buena?

En este sentido, en primer lugar lo que se debe de tener en cuenta es la concentración de flúor que tiene la pasta de dientes. Para ello es muy importante saber que el flúor es el componente que puede garantizar la prevención ante las caries dentales. Así que una pasta dental debería de llevar flúor en una concentración de 1000 a 1500 ppm, en el caso de los adultos. Para las pastas de dientes infantiles la concentración de flúor no debería de superar los 1000 ppm. Es decir, que ante la posibilidad de una pasta de dientes de marca de reconocido prestigio y otra de marca blanca, la composición debe de ser crucial.

Por norma general, el odontólogo suele recomendar la pasta de dientes más conocida. Esto es así porque los laboratorios dentales que las fabrican suelen realizar diversas investigaciones que permiten incluir principios activos en la cantidad específica para garantizar la mejor higiene bucodental y los resultados más óptimos.

También es muy importante saber que el ahorro en pasta de dientes sería mucho mayor si este producto se utilizara debidamente. Es decir, en la cantidad justa y necesaria. Lo más común es llenar el cepillo de dientes de dentífrico, tal y como suele aparecer en los anuncios de televisión. Pero lo cierto es que esa cantidad de pasta dental es totalmente excesiva. Con una pequeña cantidad, del tamaño de un garbanzo, aproximadamente, los resultados serán perfectos y la protección de las piezas dentales la más adecuada. Además, no es conveniente utilizar demasiado producto porque esto evitará que se observe bien la zona que se está limpiando.

Por otra parte, además de mirar la composición de las pastas dentales de marca blanca, es muy importante leer bien todos los ingredientes y la información que aparece en el paquete. En muchas ocasiones, las marcas blancas son fabricadas por laboratorios de pastas dentales de marcas conocidas, bajo los mismos parámetros de calidad que sus propios productos. Esto significa que adquirir una pasta dental más modesta no tendría que implicar que esta esté mermando los resultados obtenidos.

Recomendaciones frente a la pasta dental

Lo más importante a la hora de llevar a cabo una rutina de higiene bucodental adecuada es utilizar productos de calidad. Para ello el dentista podrá informar de qué tipos de pastas de dientes son los más adecuados en función de las necesidades del paciente. Pero, además, es muy importante que la limpieza de dientes se lleve a cabo correctamente, siguiendo los pasos de una rutina óptima. Para ello, una buena técnica de cepillado también será primordial.